martes, 28 de junio de 2016

Produce tu propia agua mientras pedaleas

Aunque suena a disparate es cierto, en un futuro muy, pero muy cercano podrás producir tu propia agua potable mientras pedaleas gracias a un dispositivo que opera mediante la energía solar y auella creada a través del pedaleo.


Básicamente es un pequeño refrigerador termoeléctrico que enfría la cámara superior mientras la inferior permanece templada para que la humedad pueda transformarse en agua debido a la condensación de la humedad del ambiente. Finalmente, el condensador está unido a la botella donde se almacena el agua limpia captada durante el trayecto en bicicleta.

La condensación se consigue mediante un motor que absorbe continuamente aire, haciéndolo pasar a través de un fino filtro formado por material hidrófugo. Al topar con las paredes del filtro, el vapor de agua resbala, haciendo chocar las diminutas partículas de agua, que se van acumulando hasta precipitarse al interior de la botella. Este filtro está preparado para dejar pasar el agua, pero no la suciedad ni los insectos que pueda llevar el aire. Para propulsar el motor, se emplea energía fotovoltaica, por lo que esta mágica botella es totalmente independiente, no necesita fuentes para llenarse, ni enchufes para cargarse.



Fontus puede producir medio litro de agua en una hora en casos de temperaturas de entre 30 y 40º; y de entre un 80 y un 90% de humedad. El dispositivo se instala sin mayor problema en el cuadro de la bicicleta, y dispone de un filtro para evitar que el polvo y los insectos entren en el mecanismo de la misma y puedan terminar en el agua.


“El agua es limpia a no ser que el aire esté realmente contaminado. Además, estamos pensando en producir una botella con un filtro de carbono para ciudades y áreas que puedan estar contaminadas, pero originalmente estaba creado para utilizarse en la naturaleza y en lugares de apenas contaminación”, explica Kristof Retezár.

La creación de este accesorio para bicis empezó a darse a conocer tras ser preseleccionado para los premios James Dyson 2014. Un primer prototipo que ha ido tomando cuerpo con el tiempo gracias al apoyo financiero recibido por parte del gobierno austriaco para el desarrollo de la parte técnica. Con el objetivo de crear agua potable a través del pedaleo de la bicicleta, el inventor quiere llegar más lejos para que Fontus pueda convertirse en un dispositivo que ayude a evitar la escasez de agua en zonas marcadas por ese déficit.

Kristoff Retazár empezará con el lanzamiento de un crowdfunding para cubrir el coste de Fontus a gran escala, ya que la idea es mantener el coste de los dispositivos por debajo de 100 dólares. Si todo este proceso sigue los pasos marcados, Fontus estará a la venta en menos de un año.





Nosotros somos los ojos con los que se mira el universo.

miércoles, 15 de junio de 2016

Deja tu cadena como nueva

Muchas veces nos hemos topado con que los cambios de marcha no fluyen como deberían hacerlo y otras tantas nos hemos podido dar cuenta que el problema radicaba en una cadena sucia o con escasa lubricación.

Por esas consideraciones es que, para salir de dudas en cuanto al origen de las fallas en nuestras bicicletas les dejamos este ilustrativo artículo orientado a la restauración de la cadena de transmisión del vehículo.


Usualmente nos basta con una limpieza sencilla y superficial a la cadena para luego aceitarla con alguno de los tantos  lubricantes  que existen en el mercado.

Sin embargo, si lo que se pretende, es lograr una lubricación igual a la de fábrica recomendamos seguir los siguientes pasos:

Extraer la cadena.- Lo puedes hacer mediante la extracción del eslabón maestro (candado) si tu cadena no contase con este componente te sugerimos utilizar el tronchacadena.



Lavarla perfectamente.- Lo ideal sería limpiarla de acuerdo a lo descrito en nuestro artículo " Limpia la cadena de tu bicicleta sin ensuciarte las manos" del 21 de agosto de 2013, pero si no contases con los implementos que ahí se describen puedes hacerlo con un prolijo lavado con agua, detergente y la ayuda de una brocha o cepillo para dientes.



Secar adecuadamente.- Una vez que la cadena ha sido lavada perfectamente, toca el momento de quitarle los restos de humedad, para ello procederemos a sacudirla con vigor y, mediante una secadora de cabello, a realizar el correspondiente proceso de secado. Si no contásemos con una secadora de este tipo se puede también utilizar un paño perfectamente limpio.

Al concluir con el limpiado empezaremos con un especial método de lubricación, para ello es necesario contar con los siguientes materiales:
  • Una cacerola o sartén en desuso
  • Aceite SAE 90
  • Alicates
El proceso es el siguiente:
Colocar la cadena en la cacerola o sartén en desuso y añadir el aceite SAE 90 hasta que la cadena quede cubierta.

Calentar a fuego lento hasta que el aceite se haga completamente líquido y empiece a humear, en este momento hay que apagar el fuego y apartar la cacerola  de la hornilla.

Antes que enfríe el aceite hay que sacar la cadena con la ayuda de un alicate y colgarla con la finalidad que escurra todo el excedente de lubricante; para esta operación es necesario tener mucho cuidado con la finalidad de evitar posibles quemaduras por el líquido y tener la precaución de colocar un envase debajo de la cadena para que el aceite no se desparrame por todas partes.

Una vez fría es el momento de reinstalarla en la bicicleta.

Notarás la diferencia.

Nosotros somos los ojos con los que se mira el universo.

martes, 14 de junio de 2016

Bicicleta asistida con hidrógeno

Una empresa francesa llamada Pragma Industries ha lanzado Alpha electric-powered bike, la primera bicicleta asistida eléctricamente  en el mundo. Funciona con hidrógeno y tiene la ventaja adicional que como gases de escape solo emite agua pura, por lo que aun éstos residuos resultan plenamente aprovechables.

Su tiempo de recarga es de apenas  cinco minutos, es capaz de brindar una autonomía de hasta 100 kilómetros y una vida útil de 10 años.


Las celdas de hidrógeno de esta bicicleta se encuentran escondidas dentro de su estructura, por lo que son prácticamente invisibles.

Sus diseñadores son las industrias Pragma en Bidart, cerca de Biarritz, al suroeste de Francia. Han invertido mas de 300.000 euros en su desarrollo.

Las estaciones de recarga para estas bicicletas son alimentadas mediante  energía solar y eólica, con lo que llevan al término ecológico referido a estas bicicletas, a un nivel aun más elevado.


Existen otros modelos pero  por el momento se encuentra en la fase BETA

Su precio es de aproximadamente €2.300 euros y es no más cara que las actuales bicicletas eléctricas de gama alta.

Fuente

Nosotros somos los ojos con los que se mira el universo.

jueves, 9 de junio de 2016

Pedales expandibles



Los nuevos pedales que la firma de origen estonio:  Vigurvänt, nos permiten convertir nuestra bicicleta en un una especie de tándem a través de sus pedales extensibles. 



Aunque estos pedales han sido diseñados para bicicletas urbanas, pueden resultar muy útiles en más de una ocasión y resultan realmente importantes cuando se trata de compartir la bicicleta con algún "pasajero" montado en la parte posterior del vehículo, ya que éste invitado no irá en calidad de carga sino que, gracias a las características que diferencian a  este nuevo componente de sus parientes ordinarios, cuentan con un accesorio plegable que  permite, una vez extendido, alargar la superficie de apoyo del pedal para ofrecer una plataforma apta para dos pies en cada lado, por tanto, el acompañante de a bordo, tendrá la oportunidad de compartir con el conductor el esfuerzo del pedaleo.

El cuerpo del pedal está fabricado en Nylon, apoyado sobre un eje de acero inoxidable de alta resistencia con rodamientos sellados que garantizan una gran durabilidad. 

En lo que respecta al pedal extensible, está fabricado en acero inoxidable y, una vez desplegado, es capaz de soportar un peso de hasta 65 kilogramos según especificaciones del fabricante.

Estos pedales se comercializan en el propio sitio web del fabricante, con envío gratuito a cualquier parte del mundo, por un precio de 69 euros.


Nosotros somos los ojos con los que se mira el universo.

jueves, 2 de junio de 2016

Vampiros en tu bicicleta

En múltiples  artículos hemos tocado el asunto de la eficiencia en la bicicleta; pero un tema que hasta ahora no habíamos considerado es el de los "vampiros" que succionan tu energía en vez de permitir que sea convertida en desplazamiento  y potencia eficientes   para tu bicicleta.

Los vampiros que suelen acechar a nuestras máquinas se ocultan en las sombras y estando siempre al acecho, aprovechan toda oportunidad para alimentarse básicamente de tres grandes fuentes:


  • Fricción: Es la fuerza que existe entre dos superficies en contacto, y que, por su propia naturaleza se opone al movimiento relativo entre ambas superficies (fuerza de fricción dinámica). También se llama así a la fuerza que se opone al inicio del deslizamiento (fuerza de fricción estática). La fricción es una fuerza generada por las imperfecciones de dos o más superficies en contacto.  

Ubicación de los vampiros que se alimentan de la fricción:

- Neumáticos rozando sobre el asfalto
- Rodamientos mal ajustados
- Lubricación deficiente


  • Distorsión: La distorsión consiste en la merma que sufre la  energía desde el instante en que es aplicada a la bicicleta hasta el momento en el que se convierte en movimiento del vehículo y es generada debido a la elasticidad de los componentes. 

Ubicación de los vampiros que se alimentan de la distorsión:

- Cuadro y horquilla
- Componentes (potencia, manillar...)
- Ruedas
- Zapatillas y pedales
- Sistemas de suspensión


  • Calor: Es consecuencia de las dos anteriores e implica, por propia necesidad, la pérdida de energía, ya que es a partir de ésta que se genera el incremento de la temperatura. Por imperceptible que pueda ser: existe y consume energía que podría haber servido para brindar mayor desplazamiento a la bicicleta.
Ubicación de los vampiros que se alimentan del calor:


- Frenos
- Neumáticos

De las tres maneras de alterar la normal transferencia de nuestra energía hacia la bicicleta y de ahí hacia el asfalto, hay algunos temas que resultan realmente inamovibles, pero perfectamente podemos tomar acción para minimizar las pérdidas de energía generadas por los otros.otros:

Aquí algunos consejos:




Nosotros somos los ojos con los que se mira el universo.