viernes, 28 de mayo de 2010

Más información sobre esta maravilla

El MIT Senseable City Lab ha presentado The Copenhagen Wheel, una rueda trasera de bicicleta equipada con un motor eléctrico y un hub de gadgets electrónicos que ofrece interesantes servicios.

La batería que alimenta el motor eléctrico se recarga con el pedaleo, almacenando energía para cuando se hace necesario un impulso extra.
El hub, por su parte, incluye un kit de sensores que funcionan como una unidad móvil de recolección de datos del entorno inmediato. El estado de la calzada, el nivel de congestión del tráfico, la temperatura ambiente, la humedad relativa y datos medioambientales como los niveles de ruido o monóxido de carbono son recogidos por esos sensores.
El acceso a esos datos se realiza a través de un teléfono móvil acoplado en el manillar, que se comunica con el hub mediante una conexión Bluetooth. Así, ente otras cosas, se pueden planificar rutas ciclistas saludables o comunicarnos con amigos y quedar con ellos mientras pedaleamos, utilizando los mapas GPS para llegar al punto de encuentro.
Otra posibilidad de interés es la de compartir los datos recolectados con otros. Por ejemplo, con la administración local, colaborando así en la confección de una base de datos de información medioambiental.
También, mediante una aplicación instalable, es posible controlar desde el móvil acciones como el bloqueo y desbloqueo de seguridad de la bicicleta, el cambio de marchas o el funcionamiento del motor eléctrico.

Como dicen sus creadores, “la navaja suiza de las bicicletas”.

Visítala, realmente es el futuro.

Ver vídeo

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nos gustaría conocer tu opinión referente al artículo.