miércoles, 23 de junio de 2010

Cómo pintar una bicicleta - La limpieza

Cuando ya tenemos el cuadro sin pintura, tenemos que limpiarlo concienzudamente. IMPORANTÍSIMO eliminar cualquier resto de oxido que haya, lijando o con un cepillo metálico. Ojo especialmente a las soldaduras, que son "escondites" perfectos para el oxido y la suciedad. Recomendamos que frotéis todo el cuadro con una lija fina o con lana de acero. Así eliminamos cualquier capa fina de oxido y dejamos una superficie algo rugosa donde agarra mejor la pintura. Si algún afortunado tiene un cuadro de fibra de carbono puede obviar todo lo anterior menos lo de la lija fina, y mucho cuidado con los decapantes o el calor, que pueden atacar a la resina.
Ahora se trata de dejar perfectamente limpio el metal para aplicar la pintura. Si el cuadro es de acero (sea cual sea el tipo, desde el más vulgar acero al carbono al mejor Cromoly) no debemos limpiarlo con agua, pues crearía una pequeña capa de óxido. En este caso, lo mejor es quitarle el polvo con un trapo, y desengrasar bien todo con un trapo empapado en acetona. Dadle varias pasadas con acetona cambiando siempre la acetona y el trapo, para no dejar ningún resto. Si el cuadro es de aluminio podemos limpiar "lo gordo" con agua y jabón, aclarando bien, pero siempre conviene acabar con una pasadita de acetona.
Desde este momento, el cuadro no se puede tocar, pues dejaríamos la grasa de los dedos. Para manejarlo, hacedlo con guantes o agarrando con un trapo. Aprovechad antes de la última limpieza para tapar con cinta o papeles todo lo que no queráis pintar, como cazoletas de la dirección o roscas. Tampoco conviene que pase demasiado tiempo desde que lo limpiáis hasta que pintáis, para que no se forme nada de óxido. Si tenéis que hacerlo, dejar el cuadro en el sitio más seco posible.
La manera más cómoda para manejarlo será pasarle unos alambres o cuerdas finitas por el tubo del pedalier y el de la dirección para poder colgarlo y agarrarlo por ahí, sin tocar para nada

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Nos gustaría conocer tu opinión referente al artículo.