viernes, 4 de septiembre de 2015

Cuando lo nuevo no lo es tanto

Muchas veces nos impresionamos ante nuevos diseños o creaciones de sistemas para nuestras amadas bicicletas. Sin embargo, pocos hemos podido notar que algunas de estas creaciones ya existían y que sus orígenes se encuentran muy distantes en el tiempo. 

Tenemos por ejemplo de un sistema de suspensión creado en el año 1886  que consiste en una rueda con
apenas 6 rayos, los cuales rematan, cada uno, en un pequeño amortiguador lineal (muelle) que va unido al aro del vehículo con la finalidad de absorber y disipar las vibraciones producidas por las oscilaciones de la ruta, considerando que en ese entonces los caminos no se encontraban asfaltados que, a lo sumo eran empedrados mediante adoquines y/o apenas trochas carrozables;  si a esto añadimos que aun no eran inventados los neumáticos y que las llantas eran sólidas, nos daremos plena cuenta de la necesidad de un sistema de suspensión

La  bicicleta  "Premier safety" de la firma  Hillman, Herbert & Cooper, fue creada en la ciudad de Coventry, England y  fue quizá la culminación de todo un proyecto cuyo origen  se encuentra ahora perdido en el tiempo.



Entre los detalles de la bicicleta que se muestra valen destacar su elegante diseño, estética (muy adecuada y hasta coherente con la Inglaterra Victoriana) además de las novedades mecánicas que ofrecía, tales como el sistema de frenos "de cuchara" que merece trato aparte.

Como si fuera poco, esta hermosa máquina ofrecía una novedad (también caída en desuso) y que fácilmente podría ser retomada en nuestros días gracias al desarrollo de la ingeniería y a los excelentes materiales de los que ahora disponemos.

Nos estamos refiriendo a las bielas de longitud variable, las mismas que permiten ajustar la distancia del pedal al eje del pédalier gracias al realmente revolucionario  sistema de sujeción que tienen las bielas para los pedales.

Curiosamente la idea no prendió, quizá por la invención del neumático o tal vez por el advenimiento de la primera guerra mundial.

Sin embargo, muchos años después y con el relanzamiento de la bicicleta por temas ecológicos, hemos visto surgir (como nuevo) el mismo tipo de suspensión. Al punto que nosotros mismos publicamos un artículo en cuanto nos percatamos de la existencia de un primer  prototipo.

Tiempo después hicimos lo propio con el proyecto  ya terminado.

Es curioso como algunas ideas que no funcionaron en su tiempo vuelven a surgir en la imaginación de los seres humanos y se vuelven a concretar.

Quizá debamos dar una profunda vista al pasado para saber lo que nos depara el futuro de la bicicleta.

Las subidas se "enrollan" en las ruedas y así las haces tuyas cuando al fin, las conquistas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Nos gustaría conocer tu opinión referente al artículo.